19 oct. 2017

Cómo afrontar el otoño con orden y sin agobios

Totalmente fuera de fecha las calles se están empezando a llenar de hojas semiamarillas. Parece que ha llegado el otoño y con ello la satisfacción para muchos y la decaída para otros.

En mi caso me ubico en el segundo grupo, el de los decadentes. Me cuesta madrugar, no rindo como en primavera y verano pero aún así lo intento y aguanto el tipo. Soy de los que se levantan con ganas de comerse el mundo pero que como sea otoño esas ganas se esfuman al pisar la calle. 

¿Y cómo seguir en marcha sin dejar nada pendiente? Hay una app que se llama Trello que sigue la idea del GTD (Getting Things Done) que me instalé por motivos de trabajo hace un par de años. Al principio, como todo, lo usaba, pero usarlo se convirtió en una tarea más y empecé a descuidarlo, hasta que lo dejé con la excepción de que tenga alguna notificación procedente de algún compañero del trabajo.

10 sept. 2017

Cómo medir el tiempo que usamos el móvil

Motivado por el tema de que mucha gente me dice que estoy enganchado al teléfono móvil, hace una semana me metí en la Playstore y descargué una app llamada Quality Time, que mide el tiempo de uso del móvil y además te dice el tiempo que dedicas a cada tarea. Con esto podré comprobar empíricamente si es verdad o no eso de mi presunta adicción al móvil, ya que si me comparo a ojo de buen cubero con mi alrededor me da que estoy por debajo de la media de uso (que no quiere decir que lo use poco, al revés). 

Y como el movimiento se demuestra andando y cuando una cosa preocupa hay que meterle mano, tras una semana, los resultados obtenidos con la app QualityTime midiendo mi uso de móvil son cuanto menos, curiosos.

Mi uso del móvil se podría dividir en 3 tipos: trabajo, ocio y cosas que sueño con que algún día me saquen de pobre (que dicho así suena peor que proyectos personales, que es lo que son). Vamos a verlos por partes.

24 ago. 2017

Vuelta al cole 2017

Comienza la recta final del año y es el momento de revisar los propósitos de año nuevo que nos marcamos hace ya 8 meses y que deberían estar más que paridos o a punto de hacerlo. 

Este post lo voy a utilizar para dar un breve repaso a lo más típico que se suele plantear y ver si realmente merece la pena invertir tiempo a estas alturas del año. Al mismo tiempo, iré viendo si he sido capaz de cumplir conmigo mismo sacando todo lo que quería adelante, a modo de agenda por si algún día quiero recuperar esta información para lo que sea. 

Empezamos con el repaso:

4 jul. 2017

Vodafone me engaña con otro

Lo mío con las empresas de telefonía es la monda. Ya en mis años de estudiante, Movistar (por aquel entonces Telefónica) me quiso timar casi 60€, y tras mucho reclamar admitieron devolver todo menos 24€, ya que de eso no había prueba escrita. Fue un timo, pero aprendí. 


Más tarde fue ONO quien me timó descaradamente, y tras mucho reclamar y escribir varias entradas en este blog conseguí que me echaran cuenta, ya que tuvieron cierta repercusión negativa para la marca y parece que no les apetecía seguir teniendo artículos míos en su Facebook, sobre todo por la buena acogida que estaban teniendo entre sus propios seguidores que me daban la razón.

Volví con Movistar, que me prometía por 42€/mes para toda la vida (¡JÁ!) una birria de conexión de fibra (que iba a pedales) y una línea fija. Al tiempo, decidieron que el precio de toda la vida subiese un par de euros y luego otros dos y otros dos. Es decir, que iba a pagar 72€ anuales más por una conexión que cada vez iba peor. Eso sí, te daban la opción de darte de baja sin penalización al haber cambiado ellos las condiciones. Es como decirte "si no te gusta... carretera y manta"

14 jun. 2017

Dormir para rendir

Desde que empezó el 2017 he intentado mantener una disciplina de horarios, proyectos en marcha y cosas hechas que podría decir que estoy cumpliendo al 80% sobre lo previamente planificado. No ha sido fácil y el tiempo que empleo en ello nunca volverá. El caso es que si nunca lo pongo en marcha no sabré si tiene sentido hacerlo..

Es un año de prueba, sin penalizaciones de ningún tipo si no cumplo lo planteado (mes a mes por mi mismo), pero que me demostrará el 31 de diciembre si ha merecido la pena la inversión de tiempo dedicado o simplemente ha sido una pérdida que nunca recuperaré.

Tras casi medio año en el que las cosas hechas de la lista han superado notablemente a las que no, ha llegado el momento de hacer balance ya que hay algunas áreas en las que he avanzado hasta varios meses por delante y otras en las que prácticamente vivo al día. No por falta de ganas o dedicación, sino porque sacar "una unidad" de este tipo supone más esfuerzo que sacar "cuatro unidades" de otro tipo.

La única forma de conseguir esto ha sido sacando tiempo de donde no había, una sola hora al día, todos los días, es lo que necesitaba. ¿Cómo hacerlo? Levantándome una hora antes. Lo malo es que esa disciplina no la trasladé a acostarme una hora antes también, siendo la consecuencia un déficit de sueño considerable. Dormir 5 o 6 horas al día, a la larga, no es bueno.

El cuerpo es sabio y cuando nota que estás forzándolo te manda señales de aviso para que bajes el ritmo. En mi caso la primera ha sido la aparición de unas calvitas en la barba provocadas por el estrés (alopecia areata se llama). No es gran cosa pero hay que saber tomar medidas para que desaparezca la causa.  Pero bueno, volvamos al tema de dormir.

16 may. 2017

25 Aniversario de la Expo92

Este año se cumple el 25 aniversario de la Exposición Universal que tuvo lugar en Sevilla en 1992. Tras años de olvido prácticamente por todas las instituciones, excepto la asociación Legado Expo92,  y otras pocas, este año todos los organismos públicos se vuelcan en celebrar.


Quien me conozca sabrá que soy fan de esta muestra histórica desde el primer día que la pisé. Mi familia tuvo la gran suerte de tener un pase para toda la temporada completa que en un principio parecía privativo (eran 30.000 pesetas los adultos y 15.000 pesetas los niños) pero que si tenemos en cuenta lo que supuso, se podría considerar un regalo.

5 abr. 2017

Aumentar la productividad del día a día

Hay numerosas situaciones cotidianas que utilizamos para cosas poco productivas pero que nos reconfortan como jugar en el móvil, leer una vez más la pegatina con las tarifas del bus, ver programas malos de televisión, revisar cada rincón de la misma sala de espera del médico a la que hemos acudido desde pequeños, etc.


Si sumamos todo ese tiempo dedicado al año a cosas que no nos aportarán nada en el futuro nos saldrían varias horas que nunca volverán, y esto, no depende de nadie, solamente de nosotros. Y verdad es que a veces cuesta identificar estos momentos que se van hasta que no estamos en mitad de ellos, pero el truco está en tener preparadas pequeñas tareas y planificar cuál de ellas se va a hacer cuando surja uno de estos intervalos en función de su duración estimada. De este modo es muy probable que los convertiremos en productivos.

8 mar. 2017

Cómo optimizar mailings

Hace varios años que escribo en varios blogs propios con la idea principal de tener una herramienta online que me permita acceder desde cualquier parte del mundo a una serie de contenidos que quiero conservar. Algunos ejemplos son el blog de vinos y el blog de viajes, que me sirven para tener un archivo de vinos y lugares que con cierta frecuencia consulto.

Con el tiempo me di cuenta que a esos blogs, aparte del uso práctico, se les podía sacar algo de rentabilidad (que en mi caso solo da para que se autocosteen y me inviten a comer o a probar productos en momentos puntuales). Además, algo aún más importante sobre esto, es que entendí que para que las oportunidades surjan en la vida no basta con esperar en el sofá. Hay que decir de alguna forma "aquí estoy y esto sé hacer" (casi lo mismo que dice Carlos Bravo en su blog). Nunca se sabe quién puede leerte y qué puede ofrecerte a raíz de esa lectura.

Por ello, me propuse hace poco hacer un envío periódico empezando por recopilar todos los correos que tuviese de familiares, amigos, conocidos y cualquier otra persona con la que en su día intercambiase un mail, quedándose grabado en mis contactos.